jueves, mayo 10, 2007

Permiso para ser feliz

.
Aunque apenas podamos ver el cielo desde el patio, el sol resplandece como una bombilla de 200 vatios tras el gris papeleo de los últimos días. Si no se tuerce nada a última hora, en breve me concederán un permiso y podré salir a la calle para perjuicio de los viandantes.

Es una pena que ya no me drogue, porque eso siempre ayuda a celebrarlo; tendré que conformarme con arrearle unos cuantos tragos a un buen vino fermentado en tetrabrick.

De tanta felicidad, me entran ganas de besar a todos los reclusos que hacen cola conmigo en el economato. Pero mejor me estoy quieto: si lo hiciera, también debería sacarles el corazón los otros días.

10 comentarios:

el ministro dijo...

Si señor, enhorabuena.. anuque espero no encontrarte por la calle, que miedo.

michelin dijo...

Esi Pirelli!!! Cuidadín con lo que me haces fuera de la trena, que el Don Simon convierte a la peña en Don Nadies y pue ser peligrosu. Mezclalo con gaseosa que ahora con el calorín apetez la de de dios y aunque tenga burbujines, ye menos explosivu que a pelu gochu, ya me entiendes... Hoy en la comida el brindis será en tu honor. Salú compañero!!!

Migueli dijo...

Liberad a Pirelli!!! Y nada de gaseosa, michelin, que de toda la vida de dios es bien sabido que mezclar no es bueno... Salud para todos

Comisario dijo...

No hace falta que me presente, ¿verdad Pirelli? que ya nos conocemos bastante... que pasaba por aquí y me dije, voy a saludar al poeta de Pirelli y con mi humilde prosa desearle suerte con la concesión del permiso, que sabes que nunca me olvido de los viejos amigos. Por cierto, si te pasas por el barrio no dejes de pasar a saludar, pero si no te pasas (mejor ¿no?) cuidadín con lo que haces porque las condicionales igual que las conceden las dejan de conceder... me comprendes ¿verdad? Pues nada, lo dicho.

michelin dijo...

Hay va la hostia, pa jodese con el comisario de los ..., ejem, mismísimos. Qué gallu. Pirelli fenómeno entiendo que a estas alturas de tu vida les amenazes te las pasas tu por les ladilles, sobre todo las de los viejos amigos, que mas que ganes de saludate paez que lo que quiere ye jodete. Pues nada, lo dicho.

PIRELLI dijo...

Manda cojones, que uno no pueda estar tranquilo ni en su propia celda. Brindo por la libertad con la gente de bien. Y a usted, comisario, ni en pintura, ya lo sabe; eso sí, recuerdos a su hija, qué muchacha.

Comisario dijo...

Estaba leyendo el otro día la noticia esa de la huelga de hambre del ex-alcalde ese novio de la pantoja, (seis días, macho, que ni una dieta macrobiótica), y me dije, ¿habrá pensado en esto mi viejo amigo Pirelli? Enfermeras guapas, paseos por el parquecillo del hospital... Animate lo mires por donde lo mires sólo tiene ventajas, si te sale bien, prisión atenuada, y si te sale mal... bueno, algo adelgazas.

PIRELLI dijo...

Mire, señor comisario, como usted bien sabe, uno ha llevado muy mala vida y entre los efectos de haber sido drogadicto durante más de teinta años y la bazofia ésta con que nos agasajan tres veces al día en la cárcel, uno rebasa por muy poco el peso pluma. Así que eso de las dietas se lo dejo a los señoritos venidos a señorones como, sin ir más lejos, quien me paga por esto, él sabrá por qué.

Por otra parte, creo que ya hemos tenido suficiente pantojismo por el momento; por eso, el despantojeador que me despantoje, buen despantojeador será...

Angel de la Guarda dijo...

Ya sé que no he hecho muy bien mi trabajo últimamente, pero es que estaba precoupado por a veriguar si es verdad lo del sexo de los angeles.....pero a partir de ahora prometo velar por tí, tal y como me encomendó el Boss en su momento.
Yo creo que tan magno acontecimiento merece celebrarlo con un buen Don Simón Crianza (premio al mejor vino del economato 2006).
Saludos desde el cielo

PIRELLI dijo...

Querido señor de la Guarda, lleva usted 43 años haciendo mal su trabajo; espero que al menos haya sido capaz de descubrur finalmente lo del sexo de los ángeles y sea tan amable de comunicarnos cuanto antes los resultados de su investigación al respecto.

Brindemos, mientras tanto, con el crianza ése, ya que Don Simón carece de vinos reserva, pues bien sabido es que sus caldos son todos titulares.

Saludos desde el infierno y más abajo.